Almas Perdidas:



Quizá sois almas perdidas en un mundo que no os ha tratado bien, o quizá estáis tan llenas de negatividad que termináis atraídas por aquellos que prefieren pensar de la misma forma o porque tan solo os gustan las travesuras y ser algo malvados con los seres humanos, la verdad, no tengo ni idea. Cabalgáis aquí y allá algunos sin daros cuenta de que hace tiempo que os habéis ido, sin mirar vuestros pies y ver que han desaparecido en el aire, que vosotros habéis desaparecido de la vida de alguien.

A menudo, os sentáis en algún lugar o aparecéis de repente y os sorprendéis de darnos algún susto que otro pero, así no se puede empezar una conversación. Aparecéis de la nada cuando necesitáis ayuda, cuando estáis tan desesperados de entender lo que os ocurre que os pegáis al primero que aprecia vuestra energía que, para seros sincera, no es muy agradable tener escalofríos, sentir un olor extraño y ver sombras cada vez que te mueves, pero en fin, intentamos ayudar. Algunos estáis solos, habéis pasado una vida en penumbra, intentando que os escucharan, abrazando la idea de que quizá, las personas que habéis dejado atrás os necesitan y no podéis iros todavía, un sentimiento de protección bastante profundo que comprendo muy bien.

Sois tan fugaces como el día y la noche, pasáis como las horas y aprendéis a esconderos, a no mostraros ante aquel que os teme, a mí me hacéis un favor, a decir verdad. Tenéis una forma de hablar bastante particular con todo el tema de no mover los labios y hablar con la mente, a parte de que controlar vuestro pánico y vuestro sentido de la orientación es penoso, dado que, confundís alguna que otra persona viva con algún familiar, amigo o pareja, algo que ha venido ocurriéndome últimamente. Comprendéis que debéis iros al lugar donde se os reclama, no debéis esperar a nadie y continuar vuestro camino hacia esa luz que ilumina vuestros rostros cada vez que la observáis, pero es dificultoso dejarlo todo atrás, el irse tal como has venido al mundo y mirar aquellas personas que dejáis atrás.

He de reconocer, que soléis asustarme con facilidad. Primeramente, porque no estoy preparada para que aparezcáis de repente como si yo fuera la persona con más temple del universo y porque os pensáis que aparecer así a alguien después de un accidente es muy agradable a la vista, os he de decir que no lo es en absoluto. Vuestras energías son importantes, muy perceptibles incluso, se notan vuestros miedos, preocupaciones y encontrar a los que continuáis haciendo vuestra vida tal y como la dejasteis; formáis parte del mismo universo que los demás y las energías también se unen a la causa, tanto las negativas como las positivas.

Hay personas importantes que se han ido de nuestro lado, pero que ahora permanecen con nosotros porque se preocupan verdaderamente por nuestro estado actual, necesitan saber en todo momento que estamos bien y guiarnos en las situaciones complicadas, al igual que calmarnos en los momentos tristes o nerviosos, en los que no sabemos qué hacer. Esas voces tranquilas que conocemos tan bien y que nos invitan a tomarnos la espera con calma, dejar el ansia a un lado y seguir con nuestra vida sabiendo que esas personas te siguen protegiendo, que son tus guardianes en cada momento oscuro, intentando ayudarte en cada caída, ayudándote a levantarte para tener una mayor vista de nuestros problemas. 

Los sueños son una importante fuente de inspiración para vuestros avisos constantes, necesitáis transmitirnos aquello que puede que ocurra antes de que pase aunque a veces, no podéis permitíroslo para no asustarnos o porque esa circunstancia tenía que pasar y no podía evitarse. Tenéis una forma de dejarnos una huella en los sueños que nos hace recordarlos cada vez que nos despertamos, buscando cuidadosamente el significado para poder interpretar qué era ese aviso o esa solución que podéis estar brindando en ese momento y no nos habíamos percatado de ello. 

Algunos no tenéis culpa de ser tan tercos, malvados, con tanto odio en vuestra alma que tenéis la necesidad de manifestarla dando golpes, hablándonos de forma ruda, diciéndonos cosas negativas, disfrutando de nuestro sufrimiento y hasta absorbiendo nuestra energía. Comprendo vuestro dolor pero no acepto nada de eso a mi alrededor, es algo que me carga mucho y necesito la calma que vengo buscando desde hace mucho tiempo, a ver si pensáis que tanta negatividad yo la depuro como si nada. Os gustan los insultos y comportaros como verdaderos idiotas cuando os place porque no tenéis otra forma de expresaros y os atraen las bajas vibraciones de las personas, lo que no sé es por qué venís a contarme vuestras historias de esa forma tan espantosa siempre, ¡qué poco tacto! Deberíais aprender a comunicaros con vuestro público que tampoco es tan difícil y, si tenéis pánico escénico, no os preocupéis que con un poco de práctica se despejan las dudas.

El último momento de vuestras vidas quizá ha sido demasiado traumático para afrontarlo y no lo dudo, pero tenéis que miraros a vosotros mismos y ver realmente qué os está pasando, por qué no recordáis ese preciso instante en el que os habéis visto a vosotros mismos justo delante, sin saber que habéis pasado a otro plano casi de repente, sin percataros de lo ocurrido. Volvéis a hacer las mismas cosas de siempre como si eso calmara las dudas, les habláis a vuestros familiares y amigos como si fueran a escucharos y teméis que realmente estéis muertos y no vayáis a disfrutar jamás de aquello que teníais, pero la verdad se impone y sabéis que así es.


Espero que os guste la entrada, lectores. Un beso y un abrazo a todos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Bienvenida Blog:

TAG: 18 songs

Estupidez Humana: